En Inglés | El Menú | Dona Ahora

Apoyando a nuestros Veteranos

Nuestro país ha sido bendecido pudiendo contar con los mejores hombres y mujeres, en el servicio militar, del mundo. Ponen su vida en peligro cada día. Han hecho todo lo que se les pide que hagan. Y hacen aún más. Ellos y sus seres queridos hacen sacrificios enormes – y muchas veces el mayor sacrificio posible – para mantenernos, y mantener a nuestros aliados seguros y para esparcir libertad y democracia a lugares lejos de casa. Es por eso que merecen nuestro más profundo respeto, gratitud y apoyo. Es por eso que ellos necesitan un nuevo liderazgo que les otorgue el cuidado que se han ganado y que se merecen.

Tristemente nuestros veteranos sufren de manera desproporcionada de enfermedades mentales, de abuso de sustancias, de desempleo y de no tener techo ni hogar. Y con demasiada frecuencia, es el papeleo burocrático el que les impide recibir cuidados críticos. Todo esto es inaceptable, nuestro gobierno no debe escatimar recursos para lidiar con éstos desafíos. Y sin embargo mucha de la retórica de defensa de los veteranos que sale de Washington, de la administración de Trump y del Congreso republican, sin embargo son ellos quienes quienes entorpecen el camino para la reforma del cuidado de los veteranos.

Los veteranos que retornan lesionados son quienes están en mayor riesgo del abuso de opioides, sin embargo hacemos muy poco para ayudarlos de manera proactiva en la transición a la vida civil. Deberíamos hacer seguimiento a las medicinas que toman contra el dolor, dedicando recursos extras, si fuera necesario, para asegurar que no vayan por el camino de la adicción a sustancias. Por sobretodo, deberíamos trabajar duro para asegurarnos de que los veteranos encuentren trabajos que paguen bien y que cuenten con vivienda accesible. Debemos ser proactivos en la alianza de veteranos altamente calificados y altamente entrenados con pequeños negocios y empresarios.

Debemos asegurarnos de que todos los voluntarios, sin importar quien eres y de donde vienes, tengan el derecho de servir en nuestras fuerzas armadas. La administración de Trump ha prohibido servir como militares a individuos trans-género, lo cual no es más que retrograda y discriminatorio. Nuestros militares y veteranos merecen algo mejor. Se han ganado nuestro mayor apoyo posible, y yo lucharé para que lo tengan!